Está registrado? [Ingrese Aquí], sino [Regístrese]
Editoriales y Columnas
 
Usted está aquí » Editoriales y Columnas » Análisis Políticos »  
Imprimir esta páginaEnviar este artículo por E-mail, a un AmigoLA FE EN LOS POLÍTICOS
05/abr/2015

Se cubren de frases que parecen una expresión poética de emociones con que tiñen cada discurso que enciende a las masas.

Por: María Celsa Rodríguez

Pareciera que secretamente los políticos están unidos a ese cordón umbilical de un guión, con gestos copiados, sonrisas dibujadas, abrazos y presencia, en una imagen estandarizada.

Si bien algunos "van por más" y hacen cosas que en otro momento jamás lo harían. Todo es atraído por ese voto que los impulsan a atreverse a más. Entonces da lo mismo bailar, actuar, vestirse de payaso y caer en el ridículo.

Frente al microscopio social hay una honestidad poco desarrollada y aunque sean unos magníficos actores, se les nota. Porque el histrionismo es llevado a su máxima expresión, aunque a veces los nervios le juegan una mala pasada. Con acartonada actitud armada para la foto, el diseño de la imagen lo expone como el candidato perfecto. Todos tienen un argumento que los favorece, y aún las encuestas para cada uno, mide positivamente. Llevando la crítica mordaz hacia sus oponentes, como un hábil peregrino caminando con zapatos que no son suyos.

La luz de sus propias convicciones proyecta sobre las sombras de sus defectos, sabiéndose esclavo de sus palabras y acciones, y empobrecido de ideas propias. Se cubren de frases que parecen una expresión poética de emociones con que tiñen cada discurso que enciende a las masas. Y todas están moldeadas de intenciones, donde hay un juego en el propio lenguaje. Ese lenguaje que le permite ser la llegada a la gente. Porque sin lenguaje no hay política, no hay critica, no hay nada. Términos que chocan y se entrelazan ante el pensamiento que se bosqueja por sustracción, ganándole a la negatividad, sin gravitar en nada concreto.

Ningún político se viste de humildad cuando quiere caminar sobre la espesura del poder. Y el impulso de las promesas que van dejando gana adeptos, y lo saben, y saben usarla, aun reconociendo que tal vez quedaran en eso: una promesa. Pero nada los detiene. Saben actuar, y logran transformar la realidad por unos instantes. Ya que la seducción del político enamora a la gente. Es como un perfume en el aire que los hipnotiza y los conduce a creer y a tener esperanzas en "el candidato".

La propaganda de los políticos atrae las miradas y allí los parásitos asumen su rol. Y encuentran en esa amalgama entre la política y la gente, el alimento perfecto para engordarse. El Dr. Gabriel Boragina en su libro "La credulidad " dice: "Un pueblo de mentalidad esclavista tendrá en alta estima el parasitismo político... Por otro lado, no es menor la importancia de la propaganda que los parásitos políticos mismos realizan de su actividad y que hace fácil presa de ella -especialmente- a las personas menos pensantes o directamente ignorantes". Parásitos mentales como describe Ayn Rand en su libro "El Manantial": un " hombre que engaña y miente, pero que conserva una fachada respetable. Él se sabe deshonesto, pero los otros creen que es honesto, y de eso deriva su propio respeto, de segunda mano. Un hombre que adquiere crédito por una obra que no le pertenece: Se sabe mediocre, pero es grande ante los ojos de los demás".

Es que "la fe en los políticos es algo bastante difícil de explicar" – piensa Boragina-.

Hay una creencia en que "ese salvador terrenal", vendrá a salvarnos de todos los males que el anterior gobernante hizo, o no hizo como lo esperábamos.

Ese candidato con el pecho cargado de aspiraciones, pero con los bolsillos vacíos, que rebosaran en poco tiempo.

>

Auspiciantes

Su SEGURO Servidor

Imágenes de  alta resolución












Se han visto 30023905 Páginas, desde el lunes, 25/may/2009
OnLine: 64 personas (64 visitantes anónimos)

Pregón Agropecuario - Córoba 785 - (6270) Huinca Renancó, Córdoba, Argentina
Para suscribirse al Boletín Electrónico: suscripcion@pregonagropecuario.com

Huinca Renancó, Córdoba - Argentina - sábado, 08/ago/2020 - 17:34
Sistema FuncWay (c) 2003-2007