Está registrado? [Ingrese Aquí], sino [Regístrese]
Cooperativismo
 
Usted está aquí » Cooperativismo » Reflexiones Cooperativas »  
Imprimir esta páginaEnviar este artículo por E-mail, a un AmigoREPUBLICADO - NEUTRALIDAD POLÍTICA, EL APOTEGMA QUE DEBE PRESERVAR EL COOPERATIVISMO
29/dic/2015

Lo principal y a su vez el gran desafío pasa por tener el claro, que lo que no debe hacerse es proselitismo ni promover culto alguno dentro de la actividad cooperativa.

Por: Aldo Norberto Bonaveri

@AldoBonaveri

@PregonAgro

Cuando los pioneros de Rochdale redactaron los principios cooperativos incluyeron entre ellos “Neutralidad política y religiosa”, los fundamentos considerados expresaban: “Con el objeto de mantener siempre la unidad entre los miembros de las cooperativas se ha establecido ese principio. El cooperador tiene completa libertad de pensar y opinar en las órdenes políticas y religiosas pero es conveniente que sus creencias no sean llevadas al seno de la asociación, para evitar que el apasionamiento pueda desviar el objetivo o provocar choques entre personas, quebrando la unión.” Sin duda la definición es precisa y el concepto muy claro.

En 1937 la Alianza Cooperativa Internacional “ACI” en Congreso celebrado en París, tras un prolongado análisis y profundo debate, en consonancia con el crecimiento del número de cooperativas en el mundo y, sus diversas actividades a nivel mundial, resuelve reconsiderar los principios liminares del movimiento, teniendo en cuenta los cambios ocurridos.

Al respecto, en el movimiento se suscitaba una constante confrontación los fundamentos teóricos y la realidad terrenal. En razón de ello el pensamiento y las ideas desarrolladas por los precursores, en sus firmes experiencias asociativas, sirvieron de base para que los pioneros de Rochdale tomaran lo positivo y crearan normas que han servido de principios cooperativos aceptados universalmente.

En la oportunidad el plenario de marras resuelve que “Neutralidad política y religiosa”, se mantenga como principio “Recomendable” pero no imprescindible; resultando “Excluido” en una nueva reforma realizada en el Congreso de Viena en 1966.

Cabe acotar que en la práctica resultaba controvertido mantener la neutralidad política, al punto tal que en 1917 en el Reino Unido se había constituido el Partido Cooperativo Británico, el que desde entonces y hasta 1927 concurre a las elecciones conjuntamente con el Partido Laborista.

La fuerza de referencia se definía como arma política del movimiento cooperativo, con más de 9.000 miembros, teniendo como norte promover el sistema y cualquier forma de organización mutual. Obtuvo representación en las dos Cámaras del Parlamento, con 28 representantes elegidos, y más de 350 consejeros locales.

También en 1917 en México se constituye el Partido Nacional Cooperativista, preconizando en su carta orgánica, fomentar el cooperativismo como forma de solución de los problemas económicos de las personas. No obstante las expectativas despertadas, la experiencia no resulta exitosa, disidencias internas que resultaron contraproducentes para la unidad del movimiento y, esquemas de alianzas fallidas, concluyeron con su desaparición en 1923.

El episodio más trascendente por su envergadura lo representa la denominada República Cooperativa de Guyana. Dicho Estado, colonia británica que obtuvo su independencia en 1966. En 1970 deja de llamarse Guyana Británica, como también suele mencionársela, para adoptar oficialmente el nombre de República Cooperativa de Guyana; correspondiendo mencionar que la orientación política y económica no respondieron a las expectaciones de sus mentores.

Consciente del peso específico que tiene el cooperativismo, en diferentes países y contextos, frecuentemente ha resultado una tentación para los partidos políticos, en su pretensión de conquistar más votos; principalmente en aquellos con alguna afinidad doctrinaria, pero también determinados populismos, pretendieron hacer un instrumento de sus propósitos alentando la creación y manejo clientelar de pseudo cooperativas.

Aun cuando “Neutralidad política y religiosa” no forme parte por este tiempo de los principios básicos del cooperativismo, continúa siendo un apotegma arraigado en la concepción ética de gran parte de la dirigencia cooperativa y, lo más importante, factor fundamental de equilibrio en el funcionamiento institucional y autonomía de los poderes y oposiciones circunstanciales. La independencia de intereses partidarios, se compadece con la participación democrática que alienta en sus filas el movimiento, al tiempo que se contrapone a cualquier tipo de discriminación racial o de clase o credo.

Tal concepto no debe mal interpretarse, nada impide que dirigentes de cooperativas actúen en política a título personal, o practiquen la religión de su preferencia. Por el contrario, es importante que los partidos políticos cuenten con cuadros formados en el ideario cooperativo, resultando positivo que funcionarios, legisladores, concejales, etc., estén en condiciones de decidir y opinar en la responsabilidad que les compete, con propiedad y conocimiento de causa.

Lo principal y a su vez el gran desafío pasa por tener el claro, que lo que no debe hacerse es proselitismo ni promover culto alguno dentro de la actividad cooperativa. Cuando así no ocurre y se mezclan los “preceptos” de la política partidaria con el cooperativismo, se genera una gran distorsión con consecuencias negativas para la entidad solidaria y su normal funcionamiento.

Columna Relacionada: "LAS COOPERATIVAS Y LA POLÍTICA" https://www.pregonagropecuario.com/cat.php?txt=3919  

>

Auspiciantes


Ruta 35 Km 526 - Huinca Renancó Te 02336-442235

Hipermercado Agropecuario

El libro que no debe faltar  

Una opción diferente en Buenos Aires










Se han visto 34473673 Páginas, desde el lunes, 25/may/2009
OnLine: 41 personas (41 visitantes anónimos)

Pregón Agropecuario - Córoba 785 - (6270) Huinca Renancó, Córdoba, Argentina
Para suscribirse al Boletín Electrónico: suscripcion@pregonagropecuario.com

Huinca Renancó, Córdoba - Argentina - miércoles, 22/sep/2021 - 03:03
Sistema FuncWay (c) 2003-2007