Está registrado? [Ingrese Aquí], sino [Regístrese]
Cereales
 
Usted está aquí » Cereales » Maíz »  
Imprimir esta páginaEnviar este artículo por E-mail, a un AmigoMÁS MAÍZ PARA EL DESAFÍO DE LA SUSTENTABILIDAD Y LA CREACIÓN DE EMPLEO
05/jun/2014

La cadena del maíz es una de las cadenas de valor agropecuarias con mejor índice empleo/superficie, creando 11 puestos de trabajos cada 100 hectáreas cultivadas.


La Fundación Agropecuaria para el Desarrollo de Argentina (FADA) publicó un trabajo titulado “La cadena de valor del maíz. Un modelo para el desarrollo”. En este trabajo, la organización con sede en Río Cuarto, plantea que el desarrollo sustentable ocupa una parte central en su labor y una preocupación de la sociedad humana en general. Es por ello que, en la búsqueda de formas de potenciar el desarrollo del país, se centra el documento en el maíz y su cadena de valor, concebida como un modelo de desarrollo por su capacidad para colaborar con la sustentabilidad del sistema productivo, con la producción primaria, y crear empleo agregando valor en el proceso de conversión de este cultivo en alimentos y energía.

FADA, que se dedica al diseño de políticas públicas para generar empleo genuino y desarrollo en todo el país, realiza un análisis de la situación del maíz presentando sus contribuciones y potencialidades, y las medidas necesarias para desplegar ese potencial. Esto se realiza con un análisis previo de los contextos nacionales e internacionales que permiten identificar el potencial, así como los límites y desafíos que presenta el maíz y su cadena.

Con una superficie de 4,3 millones de hectáreas cultivadas, el maíz es el segundo cultivo de Argentina; y con una producción estimada de 25 millones de toneladas para la campaña 2013/14, el país es el 6° productor y el 4° exportador mundial, con el 2,85% y el 14% del total mundial, respectivamente. Sin embargo, la importancia del cultivo se refleja principalmente en su contribución al empleo, el PIB, las exportaciones y la recaudación fiscal. La cadena del maíz es una de las cadenas de valor agropecuarias con mejor índice empleo/superficie, creando 11 puestos de trabajos cada 100 hectáreas cultivadas. La cadena completa del maíz genera el 2,8% del empleo nacional -equivalente a 450.000 personas-, representa un 1,6% del PIB argentino, un 2,4% de la recaudación nacional y alcanza un peso del 6,1% en las exportaciones totales.

“Sin embargo, el potencial desarrollador del maíz se ha visto limitado por razones como la reducida rentabilidad respecto a otros cultivos, distorsiones en sus mercados y precios, y dificultades en las industrias que le agregan valor”, afirma el documento elaborado por Carolina Bondolich, Directora de FADA, y David Miazzo, economista de la Fundación.

Entre estas limitantes resaltan los siguientes datos:

• En promedio, durante 2013 el Estado participó del 80,7% de la renta total del cultivo de maíz, contra 74,75% para una hectárea promedio representativa del país.

• El resultado después de impuestos en dólares por hectárea de maíz fue, en promedio, durante 2013 de U$D 22,80, contra U$D 72,10 en el caso de la soja. Mientras que la inversión requerida por hectárea, es un 65% superior para el primero.

• La aplicación de los ROE, desde 2009, ha generado una reducción promedio constante en los precios del 10%, con variaciones por cuestiones de estacionalidad.

En este contexto, y con el objetivo de aprovechar el potencial desarrollador y generador de empleo del maíz y su cadena, FADA concluye proponiendo una serie de políticas para el mercado del cultivo y su cadena de valor, muchas de las cuales son aplicables a otras cadenas de valor agroindustriales. Resumidamente:

1. Eliminación inmediata de los Derechos de Exportación (retenciones) a todos los productos de maíz y derivados directos o indirectos del mismo, incluyendo la carne bovina;

2. Eliminación inmediata de la aplicación de los Registros de Operaciones de Exportación (ROE) y la promulgación de una ley para limitar el accionar del Poder Ejecutivo Nacional en cuanto a la imposición de restricciones cualitativas o cuantitativas, cupos o límites de precios, o cualquier forma de distorsión del comercio de las distintas variedades de maíz y a sus productos derivados, a menos que expresamente lo disponga una ley del Congreso de la Nación por razón de catástrofe natural o climática;

3. Reintegros automáticos de retenciones de IVA y permitir el uso de los saldos de libre disponibilidad para cualquier tipo de tributo, contribución o carga recaudada por el Estado Nacional;

4. Promoción al agregado de valor vía amortizaciones aceleradas, con la posibilidad de amortizar las inversiones realizadas en toda la cadena en dos cuotas iguales durante los primeros 24 meses de promulgada la ley, y en tres cuotas iguales, durante los segundos 24 meses;

5. Llevar el corte obligatorio con bioetanol en naftas hasta el 20%. Mantener de forma duradera y transparente un precio competitivo para el bioetanol, relacionado al precio no sólo de la caña de azúcar, sino también del maíz, y los principales combustibles importados que sustituye;

6. Promulgar una Ley que fomente las energías renovables mediante el establecimiento de tarifas escalonadas, garantizadas a 20 años, actualizadas anualmente en función de la eficiencia energética, los insumos utilizados y principalmente el potencial de desarrollo regional (creación de puestos de trabajo, valor agregado) de los proyectos, junto a un sistema de financiamiento acorde a las características de las inversiones;

7. Medidas impulsoras de la producción de carne bovina y de leche, como eliminación de Derechos de Exportación, eliminación de ROEs rojo y blanco, respectivamente, amortizaciones aceleradas para sus cadenas, apertura de mercados y promoción de exportaciones;

8. Política comercial agresiva, recuperación y apertura de mercados para todos los productos derivados del maíz, así como la reorientación de la inserción internacional al área de Asía-Pacífico;

Finalmente, cabe destacar que para lograr un desarrollo sustentable de nuestro país es condición necesaria un conjunto de “reglas de juego”, que brinden un marco de estabilidad y previsibilidad, que permitan transformar nuestra dotación de recursos naturales en nuevas inversiones, más puestos de trabajo, valor agregado y mayores exportaciones.

>










Se han visto 45459437 Páginas, desde el lunes, 25/may/2009
OnLine: 36 personas (36 visitantes anónimos)

Pregón Agropecuario - Córoba 785 - (6270) Huinca Renancó, Córdoba, Argentina
Para suscribirse al Boletín Electrónico: suscripcion@pregonagropecuario.com

Huinca Renancó, Córdoba - Argentina - sábado, 18/may/2024 - 10:43
Sistema FuncWay (c) 2003-2007