Está registrado? [Ingrese Aquí], sino [Regístrese]
Editoriales y Columnas
 
Imprimir esta páginaEnviar este artículo por E-mail, a un Amigo¿Cómo pueblo sabemos y podemos elegir, libremente?
08/nov/2021

En vísperas de las próximas elecciones generales previstas para este 14 de noviembre y en vista de las desafortunadas elecciones efectuadas por los argentinos en las últimas décadas, todo según refleja –por caso- el contraste de satisfactorios índices socioeconómicos oficiales hasta el golpe militar de 1966´ con los de su injustificable involución posterior según los últimos datos suministrados por el Indec, luce razonable, propicio y oportuno compartir algunas reflexiones con el único propósito patrio de lograr finalmente la encarnación y la supremacía del preámbulo y del texto magno de nuestra Constitución Nacional para un concreto buen vivir real de todos los argentinos.

Por: Roberto Fermín Bertossi

Vayan entonces para ello, algunas premisas básicas:

La gente ya no debería votar a candidatos que ofrecen bajo espurios eufemismos, dinero y cosas en busca y a cambio de votos irresponsables. Nadie está obligado a cumplir una especie de ‘contrato’ inmoral e ilegal.

Por cierto, cuando “más menos” un 50% de la población está injustamente sometida en su pobreza e indigencia a toda humillación y despersonalización, la natural concurrencia negativa del elemento personal subjetivo volitivo afectado por una situación de inferioridad, condicionada y determinada por su necesidad, ligereza e inexperiencia extremas, conducen a un obrar irreflexivo e irresponsable como el que viene caracterizando el erróneo comportamiento electoral de los argentinos verificado en los últimos tiempos.

Disparatadamente, según sus últimas declaraciones de bienes, en la provincia de Córdoba “los candidatos aumentaron su patrimonio en plena crisis” (https://www.lavoz.com.ar/politica//07/11/2021)

Sobran entonces los motivos para sospechar que como electores argentinos no supimos ni pudimos proponer, votar y elegir aquello más conveniente para el país, lo cual no hace más que explicar, predecir y hasta temer que cada argentino, los de esa mitad empobrecida, renovando su personal recidiva cívica lejos de todo noble civismo, más que probablemente otra vez pueda llegar a votar y a elegir ¡contra sí mismo!

Es que, en tal fatalidad, demasiada gente en tan angustiante necesidad y desesperanza, ciertamente puede aceptar ofertas y donaciones de candidatos políticos, pero no se trata de un trueque o un acuerdo; reitero, la gente no está obligada a votar a esos candidatos, no obstante podamos entender la aceptación de “indignos favores” no como un acuerdo plausible sino por el cínico y canalla aprovechamiento político-partidario de necesidades extremas, legitimas e insatisfechas de personas y familias, habitantes de toda pobreza, indigencia e intemperies.

El fenómeno de la sutil o subliminal compraventa de votos, es común y rampante en las elecciones argentinas, no obstante, las previsiones del código electoral. Recientemente, no más, múltiples, diversas y flagrantes versiones e intentos de ello, fueron frenados por sendas cautelares de la jueza Servini de Cubría, vg., bono y bonos para cultura joven, para artistas, etc., etc., y más de menos, como “Video: intendente pidió que «saquen foto del voto» en Santa Fe y dio una insólita explicación// Juan Manuel Caudana quedó en el ojo de la tormenta luego de que se filtrara un audio, en el que ofrecía 10 mil pesos por el sufragio. Acusó a la persona que lo grabó”

Demasiados votantes en la miseria venden su voto por más miseria. No tienen en cuenta (¿pueden tenerla?) la competencia, la capacidad y la integridad moral de los políticos que compran votos. Esta es una de las principales razones por las que la nación no ha progresado como debería. El progreso y el éxito del país dependen de capaces y buenos políticos, no de aquellos que prometieron, prometen, pero ya nos defraudaron; porque no los animaba ni les anima el servicio a la sociedad sino a sí mismos y a los suyos.

La idea de democracia, la misma y propia democracia con sus impotencias, insatisfacciones e injusticias, está hoy retorcida y subvertida en el engranaje y los aparatos perversos de la maquinaria política prevaleciente, Paradójicamente sobre eso mismo alerto y anticipó el propio Raúl Alfonsín al recibir su reconocimiento como ciudadano ilustre de la provincia de Buenos Aires.

Por eso mismo, es nobleza y patriotismo votar por los mejores candidatos. En mi opinión un candidato es bueno para cualquiera de los cargos que debemos elegir si reúne, al menos, estas tres condiciones:

Primero, que conozca la circunscripción por la que se está postulando; que conozca los problemas de la gente; que conozca a sus electores y que sus electores lo conozcan a él.

Consecuentemente, cuadra también proponer elecciones descentralizadas y personalizadas como un antídoto republicano contra el paracaidismo electoral y el cangurismo partidario; es decir, contra todas esas candidaturas incompetentes nacidas de un reparto de espacios o loteos de poder que le permiten a un partido político imponer un candidato, aunque ese candidato ni conozca la circunscripción por la cual se está postulando.

Segundo, el candidato debe ser persona con condiciones éticas. Hay que acabar con la corrupción en todos los niveles de la administración pública.

Tercero, el candidato debe ser persona competente para desempeñar el cargo para el cual se está postulando, con competencia politica institucional suficiente.

Un voto lucido y responsable, siempre será un voto por una persona que sea representativa, que sea honesta y que sea competente.

Por último, ojalá todos los candidatos reunieran por lo menos estas características, para poder no solo votar con tranquilidad y con confianza, sino edificantemente, con sentido de futuro y de solidaridad intergeneracional, asumiendo nuestras deudas internas, externas y con la casa común.

Finalmente, entonces, sobran las razones y huelgan los motivos para que esta vez, necesaria y cabalmente, el pueblo quiera y sepa votar.

(*) Docente e investigador universitario

Auspiciantes

Su SEGURO Servidor

Imágenes de  alta resolución













Se han visto 36941508 Páginas, desde el lunes, 25/may/2009
OnLine: 36 personas (36 visitantes anónimos)

Pregón Agropecuario - Córoba 785 - (6270) Huinca Renancó, Córdoba, Argentina
Para suscribirse al Boletín Electrónico: suscripcion@pregonagropecuario.com

Huinca Renancó, Córdoba - Argentina - lunes, 16/may/2022 - 03:26
Sistema FuncWay (c) 2003-2007