Está registrado? [Ingrese Aquí], sino [Regístrese]
Cereales
 
Usted está aquí » Cereales » Maíz »  
Imprimir esta páginaEnviar este artículo por E-mail, a un AmigoREEDICION: Maíz como Doble Propósito
05/nov/2005

Por: Aldo Norberto Bonaveri

Hoy existen variedades, que producto de su resistencia a sequía, estrés hídrico, vuelco y quebrado, alcanza rendimientos del 80% del promedio de los híbridos y equipara a los de menor capacidad productiva. Además estos maíces ofrecen alto volumen de masa foliar, con elevada producción de materia seca digestible

El la típica región mixta; sur de Córdoba, La Pampa productiva, sur de Santa Fe, oeste de Buenos Aires y sur de San Luis, donde pese al acentuado avance de la agricultura en los últimos años, la invernada sigue siendo aún una actividad muy importante, al punto que en esa región se produce la carne mas apetecida del país; el maíz cumple una función muy importante, por su magnifica capacidad de doble propósito.

Dependiendo de la zona puntual que se trate, en conjunto, más del 60% del maíz que allí se cultiva, no se lo hace la intención fija de producir grano. Al respecto, existe un porcentaje importante de la siembra cuyo designio directamente es el destino forrajero, ya sea como pastoreo directo, diferido o ensilaje. Quienes suscriben a este planteo, habitualmente siembran determinada superficie, sin tener definido cual será el destino final, ello estará sujeto a dos factores principales; la cantidad de pasto brindado por los maíces sembrado a tal efecto, y el estado los cultivos, normalmente ellos se interrelacionan, puesto que si el clima ha resultado favorable ambos se habrán desarrollado convenientemente. En virtud de ese criterio el productor emplea para el último caso, mayor conjunto de técnicas que cuando lo hace específicamente para pastoreo, pero ello dista mucho de aproximarse al paquete tecnológico empleado con fines agrícola.

La principal diferencia radica en la elección de la semilla, en el mejor de los casos se opta por un híbrido de tres líneas, los que se utilizan en menor medida que los dobles, en este segmento existen también quienes descuidando en demasía un aspecto importante como la simiente, recurren al maíz de su propia producción (en muchos casos hijos de híbrido), en otras la sementera se realiza con variedades de polinización abierta. Esta tipo de materiales debería tener una mayor gravitación en estos escenarios, en tanto y en cuanto ajustando algunos detalles, constituyen herramientas muy apropiadas en el área descripta, se adaptan perfectamente a las estrategias antes mencionadas, como así también a las limitaciones que impone el sector oeste del territorio que nos ocupa, como consecuencia de la rusticidad que caracteriza a este tipo de cultivares.

En lo que rendimiento de granos se refiere, las variedades no pueden compararse con los materiales de máximo potencial (los que normalmente no son los prescriptos para estas zona), pero hoy existen en el mercado materiales de polinización abierta como Payagüa Inta (proveniente de selección recurrente mejoradora de Pitagüa Inta – el más difundido -) y fundamentalmente Candelaria Inta (de más reciente aparición), que producto de sus resistencias a sequía, estrés hídrico, vuelco y quebrado, alcanza rendimientos del 80% del promedio de los híbridos y equipara a los de menor capacidad productiva. Por otra parte cabe señalar, que estos maíces presentan las características de ofrecer alto volumen de masa foliar, con elevada producción de materia seca digestible, superior al grueso de los competidores. Con el objetivo de plantear un mejor aprovechamiento de los recursos, con costos bajo control paso a sugerir como alternativas de manejo:

· Destinar cada 3 o 4 años la superficie necesaria a sembrar con simiente original, o en su defecto 1º multiplicación fiscalizada, en el caso de definirse por la producción de semilla propia, podrá atender las necesidades en la materia en las siembras del año siguiente. Esto permitirá con costo reducido, contar con una base genética acorde a los requerimientos de la explotación.

Esta solución, si la cotejamos con maíces hijos de híbrido o de procedencia desconocida, con una inversión mayor muy poco significativa, en cuanto al valor total de implantación, presenta beneficios contundentes tanto en cantidad y calidad de forraje, como en producción de granos, en tanto que si la comparación se realiza con híbridos dobles, estos implican gastos más elevados, con resultados granários parecidos o levemente superior, pero por lo general de menor aptitud forrajera.

 

Auspiciantes


Ruta 35 Km 526 - Huinca Renancó Te 02336-442235

Hipermercado Agropecuario

El libro que no debe faltar  

Una opción diferente en Buenos Aires














Se han visto 26189215 Páginas, desde el lunes, 25/may/2009
OnLine: 81 personas (81 visitantes anónimos)

Pregón Agropecuario - Córoba 785 - (6270) Huinca Renancó, Córdoba, Argentina
Para suscribirse al Boletín Electrónico: suscripcion@pregonagropecuario.com

Huinca Renancó, Córdoba - Argentina - domingo, 15/sep/2019 - 13:56
Web Dinámica, Sistema FuncWay