Está registrado? [Ingrese Aquí], sino [Regístrese]
Ganadería Bovina
 
Usted está aquí » Ganadería Bovina » Genética, Razas y Especies »  
Imprimir esta páginaEnviar este artículo por E-mail, a un AmigoREEDICION: Búfalo: la alternativa para campos improductivos a explotaciones tradicionales
05/abr/2008

La carne de búfalo debe aún superar alguna “idea” que sobre ella prima, no obstante corresponde decir que se trata de un producto de buena calidad comparable a la bovina, por su jugosidad y terneza; además ostenta bajo contenido de colesterol y lípidos, una buena relación Omega 3, bajo tenor de grasa intramuscular, alta inclusión de minerales, vitaminas y hierro. Es saludable, de color rojo, magra y de aroma suave, resulta apetitosa para consumirla a la parrilla, al horno o salteada.

Por: Juan Carlos Giménez Ramírez

La producción de carne y leche de Búfalo, desde unos años a esta parte se viene posicionando como una alternativa válida para el noreste argentino y, otras zonas puntuales; resultando su desarrollo más interesante en aquellos ambientes de menor adaptación para otro tipo de explotaciones. Formosa y Corrientes son las provincias donde más se ha extendido, también se registran rodeos en Misiones, Chaco, Entre Ríos, Santa Fe, Santiago del Estero, Tucumán, Salta, San Luís e inclusive Buenos Aires.

Aún cuando el stock nacional, unas 87.000 cabezas, es irrelevante cuantitativamente dentro del rodeo bovino del país, cabe mencionar que el crecimiento operado desde fines del 2005 a la fecha es más significativo, ya que por entonces los búfalos en nuestro país no sobrepasaban los 60.000 animales.

Por otra parte, corresponde considerar que la presencia bubalina en territorio argentino solo se remonta a escasos 33 años atrás (en 1976 solo se ubicaban unas 1.300 cabezas). En consecuencia, el progreso de la actividad no es para nada despreciable, en tanto que las condiciones están dadas como para que el crecimiento se consolide a futuro; al menos existen unas 7.000.000 de hectáreas potenciales para la ganadería bubalina, en ellas se verifican suelos anegadizos o propensos de inundación, temperaturas elevadas, y pastos de baja calidad forrajera. Lo interesante del caso, es que tales condiciones ambientales a la vez que son un condicionante para explotaciones tradicionales, conforman un contexto propicio para la producción de búfalos.

Consecuentemente con sus particularidades, los mejores ambientes para la proliferación de la cría de búfalos se encuentran en los Esteros del Iberá, la Isla de Ibicuy, regiones anegadizas del Chaco y Formosa, el Delta del Paraná y el norte de Santa Fe, zonas de altas temperaturas y lluvias copiosas de Corrientes y de Misiones, sin dejar de lado en la Cuenca del Salado bonaerense.

En Latinoamérica el liderazgo absoluto de la especie corresponde a Brasil con un rodeo de 3.600.000 cabezas, luego se ubica Venezuela con alrededor de 300.000 ejemplares, correspondiendo a nuestro país la tercera posición. Los productores pecuarios que realizan la cría y el engorde de este ganado se encuentran nucleados en la Asociación Argentina de Criadores de Búfalos, entidad fundada en 1983 con el propósito promover la producción, suministrando información técnica, capacitación e investigación en todos los aspectos de la actividad.

Dentro de las características peculiares de la especie, cabe referirse a la longevidad del vientre bubalino, así también su alta eficacia reproductiva. Las crías alcanzan los 160 kg al destete, lo que ocurre a lo 8 meses de edad, los 300 kgs de peso vivo se logran alrededor de los 27 meses. El peso de faena ideal se considera en un rango de 400 a 470 kilos, peso que se obtiene entre los 33 y 40 meses de edad, en tanto que el rendimiento neto de res oscila entre un mínimo 52;5 % y un máximo de 60;5%.

El ciclo reproductivo de las búfalas llega a 25 años, durante el mismo paren entre 12 y 17 terneros. Dado su peso corporal la ingesta de alimentos es abundante. Durante los anegamientos, el búfalo es capaz, ante una menor disponibilidad de forraje, de alimentarse de especies sumergidas o flotantes. Se requiere contar con un toro para cada 25 hembras. Son muy poco proclives a embicharse e infectarse de garrapata. Además sanitariamente, están sujetos a los mismos controles obligatorios que los bovinos, tales como aftosa y brucelosis.

Entre los factores a evaluar, bien puede decirse que el búfalo para sus hábitats naturales aparece como atractivo, dado que es un animal que aporta carnes y leche de buena calidad, demandando erogaciones para su crianza muy inferiores al bovino, además de los rasgos señalados, es pertinente destacar una gran resistencia a enfermedades y parasitosis, también sobresale por contabilizar un alto porcentaje de preñez y, evidenciar gran mansedumbre, como facilidad de domesticación. .

Se estima que las existencias mundiales de ganado bubalino superan los 185.000.000, cerca del 11% de la población ganadera del planeta. El continente asiático tiene la supremacía absoluta con casi el 96% del total, allí el destino primordial es el de la lechería. En tal sentido, no puede soslayarse la gravitación del búfalo en la India, allí se registran unas 94.000.000 de cabezas, produciendo alrededor de 70.000.000 de litros de leche, que le posibilita al gigante, atender un 65% de la demanda del vital alimento y derivados.

La evolución paulatina de la producción de leche y de carne, juntamente con la interiorización de sus características y valores nutricionales fue superando preconceptos instalados en torno a la especie. El búfalo constituye una significativa y apreciada fuente de alimentación en muchos países en vías de desarrollo, con lo que en definitiva ha ido mejorando la rentabilidad de dicha actividad. A diferencia de Asia, en los demás puntos del orbe prevalece su utilización carnicera.

La carne de búfalo debe aún superar alguna “idea” que sobre ella prima, no obstante corresponde decir que se trata de un producto de buena calidad comparable a la bovina, por su jugosidad y terneza; además ostenta bajo contenido de colesterol y lípidos, una buena relación Omega 3, bajo tenor de grasa intramuscular, alta inclusión de minerales, vitaminas y hierro. Es saludable, de color rojo, magra y de aroma suave, resulta apetitosa para consumirla a la parrilla, al horno o salteada.

Conviene aclarar que nos estamos refiriendo al búfalo domestico o de agua (Water buffalo), cuyo nombre científico es Bubalus bubalis sp., Esta especie difiere del bisonte o búfalo americano y del búfalo africano, inclusive resulta inviable su cruzamiento.

De las 18 razas existentes en esta especie, en nuestro país se desarrollan las consideradas como más aptas o de mejor performance, las cuales se adaptan muy bien a los hábitat donde crecen, cuya descripción es la siguiente:

MEDITERRANEA:

Se trata de la raza más difundida en Brasil e Italia. Habitualmente se presenta en colores negro, gris oscuro, marrón oscuro y negro pizarra.

Tiene la particularidad de poseer un cuerpo ancho en relación con su largo, de patas robustas y cortas, La cara es larga y angosta, está dotada por cuernos medianos, dispuestos hacia atrás y los costados con sus extremos cerrados hacia arriba y adentro, formando una media luna. En general es un animal compacto y musculoso, con ubre muy bien conformada e insertada.

Manifiesta una destacada aptitud lechera. Los machos pesan de 700 a 800 kilos y las hembras aproximadamente 600.

JAFARABADI:

Es la raza de mayor tamaño, de enorme capacidad torácica, lo que le confiere muy buena aptitud lechera, que complementa con su excelente conformación de ubre.

Su pelaje es color negro. En su cara sobresale un hueso frontal pesado y cornamenta que desciende a los costados de la cara, delante de las orejas, rematando en rulo.

Muy buena productora de carne, correspondiendo mencionar que tras sufrir alguna deficiencia cuantitava en la alimentación, es más lenta su recuperación. Los machos logran registros de 700 a 1.500 kilos, en tanto las hembras oscilan entre los 600 y 900 kilos.

MURRAH

Responden a la característica de macizos, robustos, de estructura ancha, más bien corta larga, de extremidades cortas. El pelaje responde al tono de negro azabache.

La conformación de la raza determina que sus exponentes ostenten un peso vivo, tanto en macho como en hembras, semejante a los mediterráneos.

Se trata de la raza predominante en India y, en consecuencia, las hembras son excelentes lecheras, dotadas de ubres prominentes con pezones de fácil maniobrabilidad. Además, presenta un destacado comportamiento carnicero.

>

Auspiciantes

Su SEGURO Servidor

Imágenes de  alta resolución














Se han visto 26483292 Páginas, desde el lunes, 25/may/2009
OnLine: 68 personas (68 visitantes anónimos)

Pregón Agropecuario - Córoba 785 - (6270) Huinca Renancó, Córdoba, Argentina
Para suscribirse al Boletín Electrónico: suscripcion@pregonagropecuario.com

Huinca Renancó, Córdoba - Argentina - martes, 15/oct/2019 - 13:06
Web Dinámica, Sistema FuncWay